Post Mortem (Péter Bergendy, 2020) – 115 min. –

Sinopsis: Un veterano de la WWI en el bando alemán, que sobrevivió milagrosamente a un bombardeo directo, vive con un trabajo curioso: Se dedica a fotografiar a muertos, para que las familias puedan tener un último recuerdo de sus seres queridos.

Gracias a esta característica, su familiaridad con el otro lado será requerido por una niña para que salve a su pueblo, que esta siendo asediado por la madre de todos los poltergeists. Los espíritus están atacándoles, no limitándose a mover objetos únicamente sino a ir acabando con las vidas de los pueblerinos de formas aterradoras.

Película de terror húngaro, bastante interesante. No se si será algo típico en el cine húngaro como concepto, pero tienen  una curiosa forma de acercarse al horror en esta película… algo curioso y constante.

Cada escena, cada minuto, una vez entrados en faena, va a tener su momento de susto. Es como un martilleo continuo: Sea por un efecto sonoro, una imagen o directamente uno de los espíritus que se moverá. Siempre cambiando la forma de atacar nuestra resistencia mental. A saber: sombras que se mueven (mis favoritas), cadáveres que se reaniman o simplemente hacen algún gesto, un ruido, un grito, corrimiento de muebles, personas que son movidas o se les impide el movimiento, luces, etc… la lista es muy larga.

Es como cuando vas a echar un poco de sal a un plato y acabas poniendo un salero y parte del otro. O como cuando quieres quitarle el hipo a alguien y acabas causándole un infarto.

Es muy interesante, ya que en el genero del horror soy aficionado a películas sutiles que se infiltran en tu mente, que entran como una daga entre las costillas. Postmortem es el equivalente literal a una paliza.

Siempre se dice que si abusas de un recurso en una cinta te acabas insensibilizando, pero en este caso el asalto es tan masivo que da igual que te hayas insensibilizado, acaba haciendo mella. Parte de su éxito radica en ir variando ligeramente los trucos a utilizar.

Los efectos en si son también a remarcar, porque alteramos entre elementos muy bien elaborados (las sombras que se mueven, algunos de los cadáveres) con otros dignos de una sesión de maquillaje de una zombie walk (mapaches everywhere), o directamente trucos con cables. Haciéndome pensar que es un recurso intencionado al obligarte a variar el nivel de desconexión con la película.

Este asalto avanzará moderadamente hasta llegar al final del metraje, autentico pandemónium de poltergeist, reduciendo a la gente del pueblo a una masa aterrorizada que han quedado paralizados sin saber que hacer.

A nivel de trama, tampoco hay mucho que seguir, no deja de ser como una montaña rusa del terror, no importando el mensaje… simplemente disfruta del viaje.

La fotografía es un apartado muy interesante, un pueblecito pequeño húngaro durante el invierno, bonito de ver, con un montón de elementos tradicionales -soy muy fan de las cuerdas por los caminos para no matarse con el hielo-. A remarcar el detalle de la fotografía de los muertos (una costumbre real en la antigüedad, como la tradición de las madres ocultas en la fotografía), que a día de hoy nos parece muy perturbador pero era un gran recurso, si te lo podías permitir en aquella época los primeros practicantes de la tanatoestética.

Banda sonora muy correcta, pero cortada casi constantemente con los efectos sonoros.

Más que la actuación de los protagonistas me centraría en los secundarios y personajes de relleno, a los que les habrán dicho algo como “poner cara como de morir en el instante siguiente” y ni a tiros se apartan de ella.

Personalmente creo que puede tener dos lecturas como película: si la ves tranquilamente, te enfocaras en el miedo y puedes llegar a pasarlo mal. Si la ves con colegas esto puede ser una tarde memorable, dependerá mucho de como la pilléis.

La escena: El posado que hacen los cadáveres en el granero.

La frase: Más que frase, en esta película lo que hay son gritos, nombrando a todos los protagonistas, jamás olvidaras sus nombres.

Vista con PASE DE PRENSA en el Festival Internacional de Sitges 2020

Nota del autor:

7,0 ███████ (Buena) 

TRÁILER V.O.:

 

Written by Oscar Hidalgo