La muerte tiene un precio_bannerTítulo original: Per qualche dollaro in più / For a Few Dollars More (Título internacional)
País: Italia
Primera proyección: Italia, 18 Dic. 1965
Duración: 132  min.
Director:
Sergio Leone

Guión: Luciano Vincenzoni, Sergio Leone, Fernando Di Leo, Sergio Donati
Música: Ennio Morricone
Género: Western.|Spagetti Western. Venganza. Trilogía del dólar.
Reparto:
Lee Van Cleef, Clint Eastwood, Gian Maria Volonté, Luigi Pistilli, Klaus Kinski, Joseph Egger, Aldo Sambrell, José Canalejas, Frank Braña, Mario Brega, Mara Krupp

“[…] Más verismo y naturalidad […] Obra más elaborada que “Por un puñado de dólares”, gracias a una mayor disposición de tiempo, mejor preparación, más experiencia y un presupuesto menos ajustado […]”

La muerte tiene un precio_posterSegunda película de la “trilogía del dólar” (que la compondría: “Por un puñado de dólares” 1964, “La muerte tenía un precio” 1965, y “El bueno, el feo y el malo” 1966) de Leone, Morricone y Eastwood, rodada en Almería.

La acción se sitúa en El Paso (México), junto a Rio Bravo, en torno a 1875. Relata la historia de dos pistoleros, “El Manco” (Eastwood) y “El Coronel” (Lee Van Cleef) y un bandido psicópata, “El Indio” (Gian Maria Volonté), jefe de una banda de forajidos sanguinarios. Los dos pistoleros persiguen el mismo objetivo: capturar o dar muerte al bandido. Mientras uno actúa por venganza, el otro lo hace por la recompensa. Los personajes de la obra son violentos, inmorales, sanguinarios y egoístas. Son anti-héroes que actúan por interés en un lugar en el que no hay buenos y malos, porque todos son villanos. La presencia de la mujer es marginal, por lo que algunos acusaron a Leone de misoginia. El Oeste es para él una tierra ruda, árida, violenta, habitada por hombres solitarios, parcos en palabras, avariciosos y sin ideales. Los dos pistoleros, extrapolación de los samurais, se diferencian en muchas cosas: el coronel es frío, calculador, vengativo y entrado en años (cumplió los 50), mientras el otro es joven (tiene unos 25 años), rápido, inteligente y avaricioso. La película contiene diversas escenas destacables.

La muerte tiene un precio_001La música, escrita y dirigida por Morricone (La misión, 1986) , en la línea de la película anterior, añade instrumentos nuevos, como las castañuelas, y efectos innovadores (pulsación única de una sola tecla grave del piano, acordes secos de guitarra, carrillón musical del reloj de bolsillo, sonidos ásperos de látigo). El silbido humano adquiere mayor importancia y se combina con otros sonidos (flauta, altos de soprano). Su ejecución corre a cargo del cantante español Kurt Savoy.

 Las escenas de peleas se acompañan de una percusión muy rica, que crea un clima absorbente de tensión, dramatismo e inquietud. La fotografía se beneficia de la mayor importancia que en el film tiene la narración visual que la verbal. Presta especial atención a los gestos, la mirada, la manera de andar, con primeros planos que intensifican la emoción. Las escenas nocturnas se iluminan con focos potentes y centrados, de luz azulada (silencios), rojiza (violencia) o combinaciones de ambas. Se prescinde del efecto de “la noche americana”, en beneficio de más verismo y naturalidad.

La muerte tiene un precio_002Las interpretaciones de Clint Eastwood (Gran Torino, 2008) y Lee Van Cleef (El halcón y la presa, 1966) son excelentes y se complementan mutuamente, de lo que se deriva un conjunto equilibrado y potente. La réplica de Gian Maria Volonté (Por un puñado de dólares 1964) está hecha con entrega y convicción.

Obra más elaborada que Por un puñado de dólares, gracias a una mayor disposición de tiempo, mejor preparación, más experiencia y un presupuesto menos ajustado.

Nota del autor:
8,0
████████ (Muy buena)

COMENTARIOS DEL EQUIPO LGE

Sandro Fiorito
“Excelente y para mi, insuperable y mucho mejor que sus dos compañeras de trilogía. Lee Van Cleef se apodera del control de la pantalla con una interpretación sencillamente magistral sólo emulada por el trabajo de Eastwood. Los dos citados junto a la dirección de Leone y la música de Morricone conforman un equipo que se compagina a la perfección para ofrecernos algo más que una película de cazarrecompensas y forajidos, pues el estilo tan característico, el uso de la cámara tan peculiar y la fortaleza de los personajes consigue que al menos el autor de este comentario vea en esta cinta algo especial, superior a la media de lo que se viene produciendo en el cine. Llena de escenas cautivadoras, sorprendentes y memorables, en las que gobiernan los detalles, lo distinto y lo original. Personalmente, inolvidable y un 10 como un castillo”.

POSTAL

Written by Miquel Alenyà

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.