Rocky (1976)

Título original:Rocky
País: EEUU
Primera proyección: EEUU, 21 Nov. 1976
Duración: 116 min.
Director: John G. Avildsen
Guión: Sylvester Stallone
Música: Bill Conti
Género: Drama. (Boxeo)
Reparto: Sylvester Stallone, Talia Shire, Burt Young, Carl Weathers, Burgess Meredith, Thayer David, Joe Spinell

“Notable película […] el director consigue mostrar los acontecimientos con gran naturalidad […] Una buena historia dramática en la que veremos algo más que el talento de un boxeador amateur […] Un clásico del cine […]”

Un joven Sylvester Stallone realizó en 1976 la que fuera su primera película como protagonista en la que también se encargaría de idear y escribir el guión, proyecto que acabaría siendo dirigido por John G. Avildsen.

Realizando una más que notable película, en la que tendrá como protagonista a Rocky Balboa, un chico de Philadelphia que se gana la vida trabajando como matón para un mafioso. Rocky (Sylvester Stallone), debido a su profesión dedica gran tiempo a una de sus grandes aficiones: el boxeo. Sin embargo, él sabe que sólo es un boxeador de 3ª categoría sin futuro ni esperanza alguna. Todo cambiará cuando Apollo Creed, el campeón mundial de los pesos pesados, ofrezca una oportunidad a que un boxeador desconocido luche contra él en un combate, a causa de que su rival con el que tenía concertada la pelea no puede asistir. Y así, de entre todos los jóvenes de Philadelphia, Rocky apodado como el “El potro italiano” será el elegido.

El director consigue mostrarnos los acontecimientos con gran naturalidad, del mismo modo pausado con que Rocky realiza sus logros sin apenas movimientos bruscos. Así el espectador podrá sentir cierta empatía hacia este rudo personaje de buen corazón que emprenderá la difícil andadura -tanto fuera como dentro del ring- hasta llegar a su mayor sueño: el asalto final contra Apollo Creed.
Una buena historia dramática en la que veremos algo más que el talento de un boxeador amateur. En la que un hombre, Rocky, ha de vivir el día a día compaginando pequeños trabajos como matón, pese a que aparentemente no le guste y su sueño de ser un boxeador profesional. Y en la que también, se hondará en la personalidad del protagonista, un hombre aparentemente duro pero tremendamente bueno, de actitud perseverante que sueña con salir de aquella vida en el getho pese a que nadie apuesta ni un céntimo a su favor.

Viendo esta película he observado un cierto paralelismo entre Rocky y yo, como por ejemplo la soledad que prevalece en él durante la película o ver cómo – por mucho que ayudase a las personas- siguen mangoneándolo y mofándose de él. La nobleza con la que se caracteriza a Rocky es magnífica y brillante. Aunque sepa en todo momento que todo lo tiene perdido y nada a favor, es capaz de darlo todo y continuar.

Este film no hubiera sido posible sin su gran banda sonora realizada por Bill Conti, quien a través de temas como “Fanfare For Rocky” o “First Date” logra meternos en la piel del protagonista en el camino hacia la gloria. Pero sin duda, “Gonna My Flow” un tema compuesto por Bill Conti cantado por DeEtta Littlede, es el tema que ha marcado esta película en una hermosa secuencia en donde se nos muestra a Rocky realizando el entrenamiento diario corriendo desde los suburbios hasta la escalinata del mítico (a partir de este film) Museo de Arte de Philadelphia. 

Bill Conti consigue realizar un tema cargado de energía que consigue elevarnos hacia la superación por encima de nuestros límites. Esta canción tiene el mérito de haber logrado perdurar su espíritu hasta nuestros días, convirtiéndose en todo un himno para el mundo del boxeo. Y posiblemente entraría dentro de un ranking de las 100 mejores canciones de la Historia del Cine.
Una película que -al igual que el mismo Rocky- nadie daba un duro por ella y que se convirtió en un éxito rotundo en todo el mundo. Quizás por la cercanía de los personajes, por su naturalidad, por sus brillantes diálogos (que seguramente Stallone los tomará de su vivencias) y por la interpretación de un Sylvester Stallone que lo borda en todo momento.

Un clásico del cine que todo cinéfilo debe ver alguna vez en la vida y que este fiel servidor les recomienda si algún día no saben que ver. Y si son de los que tienen crucificado a Stallone, no se preocupen, aquí su percepción sobre él cambiará drásticamente. Se sorprenderá, al igual que me sucedió a mí.

Nota del autor:
10 ██████████ (Obra maestra)
Promedio de notas:
7,5 ███████ (Buena)
Filmaffinity: 6,9 | CINEol: 7,7 | IMDB: 8 | LGEcine: 7,7

 

COMENTARIOS DEL EQUIPO LGE

Sandro Fiorito
Rocky” no habla sólo del boxeo, sino del combate que todos mantenemos ante la vida. Su personaje es uno de esos humildes luchadores desconocidos que contemplan con tristeza el panorama sombrío que les rodea, aceptándolo y siendo conscientes de lo que pensaban eran sus limitaciones y en realidad eran puertas que pedían ser abiertas. Un poco de fe, un poco de amor o paz interior que ordene sus desconcertadas mentes y se lanzan al vacío de lo que puede ser el fracaso, pero también el éxito. Rocky representa el poco estudiado estereotipo de personas que aún rebosando talento y posibilidades, entierran lo mucho que valen ante el nublado juicio de quienes les rodean, esos tipos que siempre tienen un “estás loco” en la boca cuando te decides a dar el primer paso de una arriesgada aventura. Sylvester Stallone dibuja con mucho tino un personaje entrañable, que tras su imponente aspecto alberga un corazón que no le cabe en el pecho y que a pesar de lo forzado de algunas situaciones (fulminante evolución de carrera) que apunta el guión, consigue afianzarse como un icono indispensable del boxeo en el cine. La película también recuerda un tema más recurrido, como es el hecho de toda esa cantidad de buitres que sólo aparecen cuando huelen el éxito cercano y que tan lejos vuelan de ti si no hay nada provechoso que puedan sacarte. Si hay un cine que te ayuda a crecer como persona o al menos recordarte una senda que debes explorar, esta película forma parte de esa selección, por levantarte de la silla y recordarte que espabiles, por su mensaje sincero y motivador, por lo mucho que se disfruta. 8.

POSTAL

VÍDEO

About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s