Título original: גט – המשפט של ויויאן אמסלם (Gett, the Trial of Viviane Amsalem)
País: Israel
Duración: 115 min.
Director: 
Ronit Elkabetz, Shlomi Elkabetz

La película muestra el largo proceso por el que pasa Viviane Amsalem con el objetivo de conseguir el divorcio de su marido Elisha Amsalem. En Israel no hay matrimonio ni divorcio civil. Un tribunal de rabinos tiene la potestad para decidir si existen motivos sólidos para el divorcio y en ese caso, es únicamente el marido el que tiene el poder para concederlo, teniendo éste finalmente más poder que el tribunal mismo, ya que si decide negarse a facilitar la libertad de su mujer contradiciendo el veredicto, no tienen derecho a forzarle.

En este panorama, la película nos cuenta sin efectismos pero de forma muy eficaz, el caso de Viviane que después de muchos años de matrimonio no aguanta más y tiene muy decidido que quiere luchar por su libertad con la ayuda de su fiel abogado Carmel Ben Tovim.

Todo el metraje ocurre en dos escenarios que se traducen en uno solo. La sencilla sala de visitas y su correspondiente sala de espera. No podemos ver ni adivinar nada de los personajes, su situación, nada fuera de esas paredes. No sabemos nada más de lo que se cuenta en esa sala, el espectador se encuentra en la misma situación que los tres rabinos que presiden las vistas y tiene que sacar sus propias conclusiones a medida que los detalles van apareciendo poco a poco.

Cada vista está separada por diferentes periodos de tiempo, señalados en un texto al cambiar de escena, por lo que transcurren seguidas una de la otra para nosotros. Todas las conversaciones son importantes, como espectador te encuentras atrapado por ellas intentado comprender la situación y aprender un poco más de estos personajes que mantienen acaloradas y tensas vistas en las que vamos recogiendo pequeñas pistas sobre la relación. Esto provoca que las dos horas de metraje pasen desapercibidas en una película muy sencilla, con un escenario que carece de todo adorno y se convierte en una oda al guion puro.

gett_001Mientras ocurre todo esto también vislumbramos y sacamos significativos retazos de la religiosa y cruda sociedad israelita y nos vemos, cada uno con sus creencias y ética particulares, interpretando muchas revelaciones y actitudes de los personajes y la sociedad mostrada de manera muy personal.

Es una buena película recomendada para los aficionados a las películas basadas en las conversaciones. En cierto modo, provoca una sensación similar a una intensa película de juicios aunque con elementos reducidos y llevándonos por un caso que puede rozar más nuestro plano personal y encendernos para bien y para mal, que los que se suelen presentar ese tipo filmes más ostentosos.

Distribuida en España por FESTIVAL FILMS
Vista en PASE DE PRENSA en el Instituto Francés de Barcelona el 20 de marzo, Barcelona.

Nota del autor:
8,0 ████████  (Muy buena)

Película en CARTELERA a partir del 1 de abril de 2015

 

Written by Iris Martínez

Directora Adjunta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.