espuma_banner
L’ecume des jours (Michel Gondry, 2013) – 125 min

La espuma de los días (2013)Es curioso como una película puede dejarte sensaciones tan contrapuestas como el deslumbramiento, la saturación, la emoción o el aburrimiento en pocos minutos. Curiosa y triste a la vez es precisamente esa sensación que engloba todas ellas y que es la decepción que conlleva el no poder inclinar la balanza hacia un lado u otro, relegando al cajón de “olvidables” a películas que por momentos podríamos definir como maravillosas. Es el caso del nuevo largometraje del director francés Michel Gondry La espuma de los días.

Una historia tan excéntrica y peculiar como la que propone el libro del mismo título de Boris Vian, es difícil de imaginar en manos de un director sin el estilo visual característico de Gondry. La utilización del stop motion (*) y la desfiguración material de los objetos y las personas convirtiéndoles en metáforas visuales de los estados anímicos de los personajes, con ese tono retro tan particular, recrean el universo paralelo y surrealista en el que viven los protagonistas de La espuma de los días. Colin (Romain Duris, Populaire 2012), un joven alegre y generoso que tiene dinero suficiente para no tener que trabajar y vivir la vida a su manera inventando objetos imposibles, su amigo y sirviente Nicolas que cuida de Colin de manera sutil mientras pasa sus ratos libres bailando y divirtiéndose con chicas, especialmente con la popular Iris; su mejor amigo Chick apasionado admirador de un filósofo que le llevará a la ruina económica y sentimental con su novia Alise, y por supuesto Chloé. Chloé (Audrey Tautou, El código Da Vinci 2006) es la mujer de la vida de Colin, juntos representan el amor incondicional por encima de enfermedades y miserias, un amor que comienza de manera espontánea y alocada como sólo los grandes amores pueden surgir.

 (*) Stop motion: es una técnica de animación que consiste en aparentar el movimiento de objetos estáticos por medio de una serie de imágenes fijas sucesivas.

espuma001La espuma de los días podría dividirse en dos tiempos cuyo punto de inflexión es la repentina enfermedad de Chloé. Hasta ese momento Gondry se recrea en exceso con el aspecto visual y surrealista de la película, ofreciéndonos momentos brillantes como toda la secuencia inicial, pero dejando a un lado a los personajes y la historia en favor precisamente del barroquismo que inunda la pantalla, y que llega a saturar al espectador hasta el punto de perder el interés por lo que está viendo. Sin embargo la segunda mitad de la cinta se centra más en la historia a la que arropa con imágenes igualmente impactantes pero cambiando radicalmente el tono en proporción a lo que los protagonistas están viviendo. Las dificultades económicas y de salud por las que pasan Colin y Chloé se ven reflejadas en un deterioro físico evidente de su casa, que se va empequeñeciendo por momentos, y en una fotografía que gradualmente va cambiando de ser luminosa y colorista a mostrarse claustrofóbica y oscura hasta llegar al blanco y negro casi sin darnos cuenta, y terminando en un final poético y tremendamente emotivo.

espuma003El problema es que toda la emoción tanto argumental como visual llega en La espuma de los días demasiado tarde, cuando el tedio ha hecho mella y es muy difícil remontar el interés. Y es una verdadera pena porque la película tiene todos los ingredientes para convertirse en otra joyita como en su momento fue ¡Olvídate de mi! (2004) (del mismo director), tiene una historia de amor principal llena de poesía y de belleza incluso en los momentos más sombríos (la escena en la que Chloé enferma es de una delicadeza sublime), unas referencias críticas a las desigualdades sociales y a la religión concebida como empresa con ánimo de lucro brutales, una estética cambiante a tono con la historia, una banda sonora exquisita plagada de composiciones de jazz entre las que destaca el gran Duke Ellington y su maravilloso tema Chloé, la ciudad de París como escenario ideal de ese imaginario surrealista, y además un gran reparto encabezado por un fantástico Romain Duris acompañado de Omar Sy (Intocable 2011) y de Audrey Tatou, a quien podemos ver en la cartelera actualmente con Thérèse D. (2012), en un papel completamente opuesto a este y más cercano a la alegre y entusiasta Amelie.

espuma002Por desgracia, todos esos elementos se desaprovechan, empezando por unos personajes secundarios prácticamente desdibujados, y cuando además se le da más importancia a la fachada exterior que suponen los efectos visuales del universo Gondry que a la historia que subyace en su interior, en lugar de complementar una cosa con la otra, probablemente efecto de condensar un montaje inicial de 3 horas en una hora y media. Por ello La espuma de los días se queda solamente en un intento de llegar a ser la pequeña obra de culto romántica en la que se podría haber convertido.

Distribuida en España por VÉRTIGO
Vista en PASE DE PRENSA el 24 de Septiembre de 2013 en Cines Princesa , Madrid. 

Nota del autor:
6,5 ██████ (Correcta)
Película en CARTELERA a partir del 27 de Septiembre de 2013.
Trailer

 

IMÁGENES DE LA PELÍCULA

Written by Mari Carmen Fúnez

Colaboradora de LGEcine

Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *