matrix-banner
Matrix Revolutions (Andy y Larrey Wachoski, 2003) – 130 min

The-MatrixSi usted se había quedado decepcionado tras “Matrix Reloaded” (2003) no se preocupe, en esta última entrega deseará no volver a saber nada más de los hermanos Wachowski ya que nos vuelven a mostrar otra vez el mismo refrito multiplicado por dos. Porque al parecer hay que seguir exprimiendo la gallina de los huevos de oro llamada “Matrix” (1999) de la cual ya no queda absolutamente nada. Y si quedaba algo, no se preocupen porque solo será un residuo, un espejismo.

Y es que, como buenos ilusos, creíamos que tras una desastrosa secuela, los Wachowski se habrían enmendado en finiquitar esta trilogía en condiciones, pero se ve que no. Se ve que los billetes con la cara de Washington han podido seducir a esos directores que en su día se inspiraron en las ideas de films como “Ghost in The Shell” (1995) o “Dark City” (1998) y supieron adaptarlo al público de una manera diferente, única. Así que aquí el desastre lo único que hace es incrementarse y abrir aun más esa grieta (de ideas) que ya era evidente en “Matrix Reloaded” y que en “Matrix Revolutions” se consolida. Para que se hagan una idea general de los que le digo en términos porcentuales, veremos el mundo de Matrix un 5%, mientras que el mundo real ocupará el restante 95%.
A las máquinas les queda menos y nada para llegar con sus perforadoras a Sion. Mientras eso no ocurre, los habitantes del reducto se preparan para la batalla en la que intentarán no ser aniquilados. Al mismo tiempo, Neo se encuentra entre dos mundos, el real y el de Matrix e intentará a su modo, acabar esta guerra porque todo lo que empieza, debe acabar.

matrix

No hay variaciones en cuanto al reparto ni alguna mejora a destacar de alguien en concreto. Para lo escaso que ha seguido siendo el papel de Hugo Weaving (“El hombre lobo“, 2010), ha sido el único que ha sabido exprimir con calidad sus minutos demostrando que es un villano de calidad el cual al que no han sabido aprovechar los directores. Me gusta un poco más la actuación de Keanu Reeves (“Constantine“, 2005) volviendo a dar vida a Neo. Quizás el motivo por el cual me agrada sólo un poco más es porque vuelve a estar perdido y lleno de dudas, menos confiado. Aún así, su personaje deja mucho que desear igual que el resto. Laurence Fishburne (“Predators“, 2010) vuelve a hacer de Morfeo en esta entrega en la que directamente sobra. Lo puedo decir más alto, pero no más claro. Es un personaje que no se qué pinta en esta entrega. Carrie-Anne Moss (“Disturbia“, 2007) se vuelve a meter de nuevo en la piel de Trinity para ayudar a Neo a seguir con su propósito de acabar con la guerra de una vez por todas. Decepcionante una vez más su interpretación.
Me disgusta en parte haber perdido mi tiempo viendo una trilogía de la cual sólo vale la pena la primera película. Porque podría haberse ahorrado una segunda y tercera parte perfectamente si no había ideas. Para colmo, su final (no se preocupen, no voy a contarles nada) es sumamente decepcionante. Así que yo saco mis conclusiones y las pongo en una balanza en las que las negativas acaban ganando su peso a las positivas.

matrix-2

Háganme caso y olvídense de que existe “Matrix Reloaded” y “Matrix Revolutions”. Olviden que existen centinelas, Sion, el Arquitecto, el “Consejo” y todo lo que ha hecho que “Matrix” haya pasado a un segundo e incluso tercer plano. Conserven esa idea fresca e innovadora que los hermanos Wachowski llevaron a la pantalla en 1999, en la que consiguieron revolucionar el cine en su día habiendo podido dejar un interesante legado que han destrozado con su fracaso de trilogía.



Nota del autor:
3,0 ███ (Mala)

Written by Sergio Cuenca

Cofundador LGEcine

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.