Título original:Un prophète
País: Francia
Duración: 150 min.
Director: Jacques Audiard
Guión: Jacques Audiard, Thomas Bidegain
Música: Alexandre Desplat

“Queda demostrado que para hacer una buena película no hace falta abusar de talonario para contratar a megaestrellas […] Un drama conmovedor y sólido de los que hace años que no se ven […] “

Malik El Djebena (Tahar Rahim) es un joven de aproximadamente 19 años de edad que es condenado a una pena de seis años prisión. Empezará siendo un simple preso más, pero los acontecimientos harán que poco a poco vaya ascendiendo en la “escala de poder” que existe dentro de la prisión realizando pequeños trabajos para el grupo de mafiosos conocido como “Los Corsos”, entre otras cosas.

Es increíble ver cómo Jacques Audiard ha retratado tan bien todo lo que existe en una prisión. El Djebena deberá sobrevivir en un sitio desconocido gobernado por “Los Corsos”.

La manera con la que se nos van describiendo los hechos es perfecta. El espectador nota, al igual que El Djebena que el tiempo se ralentiza dentro de la prisión. Vemos sus temores y sus preocupaciones. Sabemos cuando las cosas van bien y cuando van mal pero no sabemos cómo acabarán, y esto es lo bueno que tiene Un Profeta, que te mantiene en vilo todo el rato.

Queda más que demostrado que para hacer una buena película no hace falta abusar de talonario para contratar a mega estrellas existiendo actores por explotar y exprimir como Tahar Rahim, que da vida al protagonista de la historia, un chaval musulmán analfabeto y sin futuro del cual no se espera gran cosa. El que mueve todo el cotarro en la prisión es César Luciani, una de las máximas autoridades de “Los Corsos” y que pese a ser un preso goza de todos los privilegios que quiere.

El compositor Alexandre Desplat, repite éxito con unos magníficos temas. Un drama conmovedor y sólido de los que hace años que no se ven, donde la soledad predomina en no pocas ocasiones. Sobrevivir es la pieza clave de esta película. Ver cómo el protagonista tendrá que labrarse un futuro dentro de la prisión es parte fundamental de la película, en la que la historia irá acompañada de una envolvente e inquietante atmósfera que se respira tanto dentro como fuera de las paredes del presidio, llegando a ser sentida por el espectador.

Me atrevería a decir (pese al riesgo) que esta cinta posee algunos toques de cine fantástico en los momentos en los que nos adentramos en la mente de El Djebena y escarbamos en sus pensamientos y recuerdos mas perturbadores que son reflejados en más de una ocasión en el argumento.

Esperemos que pese a su corta filmografía, Jacques Audiard siga realizando joyas como esta y se convierta en un director a tener en cuenta.

 

Nota del autor:
9,0
█████████ (Excelente)

Written by Sergio Cuenca

Cofundador LGEcine

Comments

No Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *